GARCÍA ARZOZ

MARIANO

 

 

 

 

" Todos interpretamos.

 

Ninguno sabemos, sin embargo, cómo está entretejida

 

la mentira de nuestros personajes

 

en la verdad de nosotros mismos.

 

Nos negamos a sabernos.

 

Actuamos y vivimos y esto es realidad.

 

 

 

Solo en el escenario comprendemos la vida,

 

su ilusión, su mentira, su verdad.

 

Solo las metáforas pueden expresarla

 

como si estuvieran formuladas

 

para la grandiosidad de la escena,

 

para su borde extremo,

 

el borde extremo de su realidad que es la muerte.

 

 

 

Hasta el silencio se vuelve dudoso

 

cuando acecha su ceguera profunda y más alta:

 

representar es morir sin muerte,

 

cortejar amistosamente a la muerte

 

y divertir a los dioses, público

 

para el que ha sido creado el lodazal del teatro

 

en el que interpretar la desventura

 

hirviente y oscura que tú y yo somos "

 

 

 

 

BIBLIOGRAFÍA

 

· EL GUAPO

· TEATRO ESCOGIDO